Bilbao quiere fomentar el transporte público con un peaje a los coches que entren en la ciudad

  • El concejal de Movilidad y teniente de alcalde de Bilbao, el socialista Alfonso Gil, apunta que la capital vizcaína “tiene una buena calidad de aire, pero se quiere mejorar”
  • El edil ha señalado que el 63% de los bilbaínos se mueve a pie, el 23% en transporte público y solo el 11% lo hacen en vehículo privado

El concejal de Movilidad y teniente de alcalde de Bilbao, el socialista Alfonso Gil, ha afirmado que, con el posible pago de peaje para entrar en la ciudad, se quiere fomentar el transporte público y se trata de una medida que “no va contra nadie” y no tiene afán recaudatorio.

La idea de poner un peaje para los coches privados que entren en la capital vizcaína -al día son unos 180.000- está incluida en el Plan de Movilidad 2015-2030 para la ciudad, en fase aún de debate.

Sobre el peaje, el plan pretende “establecer un peaje urbano de entrada a la ciudad -o a la parte central- entre las 7:30 y las 9:30 los días laborables con el objetivo de disuadir que los viajes de acceso al trabajo en Bilbao se realicen en automóvil, ya que el motivo trabajo es el que presenta una mayor cuota de utilización del vehículo privado”.

El plan también se fija en promover el uso de la bicicleta. Así, aboga por “completar la red ciclista (por la calzada o por bidegorri (carril-bici) tanto tanto internamente como en sus conexiones con los municipios limítrofes para mejorar la seguridad de los y las ciclistas y facilitar el uso de este modo de transporte”. Además, el plan pretende “aumentar y mejorar los aparcamientos, tanto para bici pública como privada. Disponer de aparcamientos seguros, cubiertos… que reduzcan la posibilidad de robo”, una auténtica plaga en la capital vizcaína.

El teniente alcalde socialista también quiere que el debate sobre la limitación de la velocidad a 30 kilómetros a la hora se abra paso en la capital vizcaína. El documento, aún en fase de debate, aboga por el “establecimiento de límites de velocidad más estrictos, lo que se denominaría ‘Bilbao 30’, y hacer un mayor control de velocidad con RADAR como medida de disuasión. La finalidad es reducir de forma real la velocidad de los vehículos en la ciudad para reducir tanto el número de accidentes como la gravedad de los mismos. El Plan determinará la jerarquización viaria”, se precisa.

En declaraciones a Radio Euskadi, Gil ha destacado que, por el momento, es “una propuesta técnica que han trabajado técnicos del área, técnicos de la asistencia técnica que hacen el plan de movilidad urbano sostenible, y se está sometiendo a contraste de grupos de interés, de asociaciones vecinales y de todos aquellos que tiene algo que decir sobre la movilidad en la ciudad”.

“Por lo tanto, la propuesta está encima de la mesa, el debate está abierto y es evidente que, como muy bien habéis planteado vosotros en el inicio, habrá gente a favor y en contra, pero esa propuesta no va contra nadie, va a favorecer el uso del transporte público”, ha añadido.

En este sentido, ha explicado que en Bilbao se ha detectado unos 20.000 vehículos que todos los días vienen “porque tienen garantizada la tasa de aparcamiento dentro de la ciudad”.

“Por lo tanto, esta propuesta lo que hace es analizar cuál es el perfil de esos 20.000 vehículos. En la mayoría de ellos, casi el 89% viene una sola persona. Más del 80% tienen en las cercanías de su vivienda de destino una posibilidad de enlazar con transporte público y, por lo tanto, lo que se hace es que sea corresponsable de la financiación del transporte público de la ciudad”, ha añadido.

Cambiar el modelo de tránsito por la ciudad

El edil ha señalado que el 63% de los bilbaínos se mueve a pie, el 23% en transporte público y solo el 11% lo hacen en vehículo privado. “Queremos trasladar esos datos a la gente que viene de fuera y puede cambiar su modelo de tránsito por la ciudad”, ha manifestado.

De esta forma, ha apuntado que quiere lanzar el mensaje de que “el transporte público en Bilbao es inmejorable, que utilice eL transporte público y se garantice la sostenibilidad medioambiental”. “Por lo tanto, Bilbao tiene una buena calidad de aire, pero se quiere mejorar”, ha añadido.

Alfonso Gil ha explicado que en la capital vizcaína este problema “es menor que en grandes ciudades, que han tenido que tomar medidas muy coercitivas”. “Bilbao no tiene ese problema, pero aquí tenemos que trabajar para dejar una herencia a los que vienen, a las siguientes generaciones. Y, desde luego, aunque no tengamos un problema, no lo queremos tener”, ha dicho.

Pagar el transporte público

En esta línea, ha manifestado que se habla de un plan de movilidad que va desde 2015 a 2030, es decir, con quince años de vigencia. “Lo que queremos es establecer los nuevos mecanismos y el nuevo paradigma de una movilidad para una ciudad que va a ser sostenible en movilidad”, ha asegurado.

Gil ha apuntado que el peaje “ayudará a sufragar el transporte público del conjunto de la ciudad”. “Lo que se quiere es estimular el transporte público. Que nadie lo vea como una medida coercitiva contra nadie porque los ciudadanos de Bilbao no van a ser sufragadores de esta tasa. Es evidente que los ciudadanos de Bilbao están exentos, pero también es cierto que aquellos que quieren entrar en la ciudad y quieren hacerlo de una manera sostenible, lo tienen que hacer en transporte público”, ha precisado.

Origen: Bilbao quiere fomentar el transporte público con un peaje a los coches que entren en la ciudad

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s